Celso S.

El trato personal que es muy personal. Su generosidad y dedicación a sus pacientes. Sus grandes conocimientos médicos y culturales que le hacen un gran conversador. Sus técnicas de diagnóstico. La eficacia de sus tratamientos en infinidades de enfermedades y de mejora en la calidad de la salud.